«Utilizar el fracaso a favor», el consejo de Hector Alberto Abdelnour Pire

No temas al fracaso, solo teme a tener miedo de fallar. 

«El emprendedor tiene que ser capaz de ver lo que está pasando a su alrededor, de alimentarse de ese miedo a fracasar para aprender «, aseguró el empresario Hector Alberto Abdelnour Pire.

Ese día Miguel Arias cayó al lado oscuro de los negocios. Estaba a punto de vender su empresa Imaste, una plataforma virtual de webcast. La negociación duró meses. El posible comprador visitó sus instalaciones. Parecía que todo iba viento en popa. De pronto, con todo casi listo, la decisión fue detener la transacción. A la semana siguiente el competidor de Imaste fue comprado por 20 millones de dólares.

«Lo que te pasa ahí es que te vienes muy abajo emocionalmente porque has pensado que ya no tienes que pagar las nóminas al mes siguiente, te has quitado mentalmente preocupaciones y vuelven todas de golpe, y encima cansado, desmotivado, y ahí el circulo vicioso ocurre: todo es más difícil, más duro… la siguiente venta, el equipo, la relación entre socios», Esto lo relato el director global de Telefónica Open Future y Wayra en entrevista con Entreprenecota. Y suele suceder acota Abdelnour.

En todo emprendimiento siempre habrá golpes, caídas y entradas al «lado oscuro», pero también sabe que siempre se puede resurgir. «Cuesta meses reconstruirte, darte cuenta de que estás solo y de que no hay de otra que rehacerte tú mismo y confiar en tu equipo.»

«Sólo se emprende a golpes. En este mundo de emprendimiento en el que parece que todo es fácil, en donde cualquiera puede lanzar una aplicación y piensa que tendrá éxito, se ignora que el «emprendizaje» es una carrera de fondo, es una montaña rusa emocional que te lleva a grandes subidas y enormes bajadas. Y si no lo entiendes así, te vas a dar un golpe más fuerte», explica Abdelnour.

Cuando se le pregunta sobre a qué le temen los emprendedores, Hector Alberto Abdelnour Pire, explica que el fracaso es el principal temor: «A los emprendedores les levanta el día oliendo a miedo. Luego, a media mañana, reciben un correo electrónico que les anima y los hace sentir que se pueden comer el mundo. Por la tarde la caja (el flujo de efectivo) les baja y les regresa el miedo. Hay un continuo cambio de emociones.

¿Cómo puede un emprendedor usar el miedo para bien?
«Para mí emprender es la capacidad de gestionar la incertidumbre, es la clave para el emprendedor: qué tan hábil seas para aprender de lo que está pasando alrededor y tomar decisiones con pocos datos. Lo ligo mucho con la perseverancia inteligente porque si eres sólo perseverante, pero no inteligente, te golpeas contra un muro y te matas.

El emprendedor tiene que ser capaz de ver lo que está pasando a su alrededor, de alimentarse de ese miedo a fracasar, pero para aprender y desaprender y volver a aprender… Las startups son máquinas de aprendizaje, lo que les da ventaja frente a las grandes corporaciones: son capaces de probar más rápido y de iterar más rápido.

Para ser realmente exitoso, nunca debes dejar de aprender, nunca dejar de intentar y nunca temer el fracaso Según Credit Suisse, Global Wealth Databook, 2018 ¡menos del 10% de la población mundial posee el 84% de la riqueza global! Si solo quieres un trabajo de 9 a 5, comida tres veces al día, un pequeño refugio, esposa e hijos, salidas de fin de semana, etc., eres como el 90% que posee el 16% de la riqueza mundial. Pero si quiere estar entre el 10% más alto, debe dejar de hacer lo que está haciendo el 90%.

Estamos viviendo en un mundo extraño donde todos quieren tener éxito. Nos inspiran los empresarios exitosos: su estilo de vida, su nombre y su fama. Pero en lo que respecta a seguirlos o aprender de ellos, nuestra información se convierte en CERO. En lugar de acción, la mayoría recurren a excusas: han tenido suerte; mi educación no es lo suficientemente buena; Estoy cansado, no tengo tiempo, no estoy bien educado, y cuando nada funciona, la mayoría de los informes dejan el fracaso al destino.

El que es bueno para hacer excusas rara vez es bueno para otra cosa – Benjamin Franklin. 

No espere aprender sobre el éxito de los que dejan de fumar o de aquellos que no pudieron saber qué hacer con su vida. Recuerde, el éxito no es para una persona perezosa; así que no intentes suprimir tu deseo de convertirte en un éxito a través de falsas creencias o excusas. Pero el éxito no depende únicamente de la educación, o de lo que se ha convertido en educación en la era actual. Una lucha constante para obtener títulos académicos ha reducido a la mayoría de los estudiantes a zombis sin sentido.

La educación es lo que queda después de que uno ha olvidado lo que aprendió en la escuela – Albert Einstein

Entonces, ¿cuánto crees que recuerdas de lo que aprendiste en la escuela? Apenas nada, apuesto! El sistema educativo solo está alimentando un conocimiento sin sentido en la mente de los estudiantes que no se queda o sobrevive por mucho tiempo en el mundo real. Pero lo que es peor es que el sistema está quitando la capacidad de los seres humanos para pensar de forma independiente, suprimiendo la curiosidad y rechazando la creatividad.

Hector Alberto Abdelnour Pire